lunes, 2 de mayo de 2016

Hierba de sotierra Lathraea clandestina

Las plantas del género Lathraea se clasifican generalmente dentro de la familia de las escrofulariáceas, aunque algunos autores las sitúan dentro de las orobancháceas. Esto ocurre, entre otras cosas, porque son especies holoparásitas, sin clorófila, que dependen totalmente para su supervivencia del agente hospedante, en cuyas raíces implantan los haustorios, o estructuras con las cuales absorben los nutrientes. En Asturias sólo se encuentra la especie Lathraea clandestina L., conocida popularmente como "hierba de sotierra".


Lathraea clandestina es una planta vivaz, perenne, con los tallos subterráneos (lo que la diferencia de la otra especie ibérica, L. squamaria, cuyos tallos son aéreos). Estos tallos están muy ramificados y de ellos surgen amplios fascículos de flores, que brotan al ras del suelo. Estas flores, de un marcado tono púrpura, son grandes (4-5 cm.), derechas y en ocasiones muy numerosas. En ellas la corola es bilabiada, con el labio superior en forma de capuchón y más largo que el inferior. La corola es 2-3 veces más larga que el cáliz.


Este carácter parásito de la planta parece estar en el origen de su epíteto especifico, y de hecho popularmente en algunos lugares se la conoce también como "clandestina", ya que sólo deja asomar sus flores, permaneciendo escondida la mayor parte del año. Lo mismo equivale para su nombre popular "hierba de sotierra", que significa que es una planta casi enterrada. En Asturias se usaba antiguamente para hacer bajar la regla y quitar la esterilidad, por eso se la conocía como "hierba madrona". Otro de sus nombre populares es "calzones de cuquiello", aunque para éste no encuentro explicación.



Esta especie se encuentra en los bordes de los bosques de ribera, ya que suele parasitar árboles riparios como alisos, fresnos o sauces. Se distribuye por el SO de Europa, y en la Península Ibérica se encuentra en la zona norte, salvo la franja más occidental. En Asturias no es frecuente, creciendo en los bosques ribereños del centro y occidente. Florece de marzo a mayo. Las fotos se tomaron en el concejo de Avilés en el mes de abril.

2 comentarios:

  1. Hola José Antonio, no conocía esta planta, muchas gracias. Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuando pasees por un bosque de ribera mira al suelo a ver si aparece..Un abrazo Lola

      Eliminar